28 junio 2009

La derecha dinosáurica contraataca desde Honduras

Lamentablemente, en Honduras, con un presidente (Manuel Zelaya) dispuesto a llevar adelante una consulta popular para desarrollar cambios democráticos en ese país, acaba de ocurrir un golpe de Estado. Las milicias, orientadas por intereses ultraconservadores, ha realizado un viraje al fascismo, y anulado el referéndum que se iba a realizar el día de hoy. Han secuestrado al presidente y lo han deportado.

En los medios alternativos, me entero con indignación que, además, están cortando la energía en ese país, para dejarlo incomunicado y que el pueblo no se entere de los sucesos que se viven en su territorio.

La derecha dinosáurica contraataca. Los labios de todos los individuos que conforman los grupos reaccionarios en Latinoamérica destilan saliva negra, saboreando cómo sus sueños de retroceder al pasado se realizan en esta nación. Como sabemos, los herederos de los Morales Bermúdez, de los Videla, de los Pinochet y de los Stroessner aspiran a retomar las dictaduras fascistas que sufrimos el siglo pasado.

Frente a ello, se hace necesario un frente común de todas las fuerzas democráticas de Latinoamérica, para condenar este hecho, y exigir que se retome el proceso de cambios en ese país. Los hondureños no pueden quedar desamparados. Esto puede suceder también en nuestros pueblos.

5 comentario(s):

Anónimo dijo...

Bueno, me hubiese encantado insultarte por tus pretenciones filosóficas, pero, ya que te preveniste, por lo menos, quiero que sepas que tus comentarios, sobre todo los de Zelaya, están malogrados por una ignorancia supina... la opinión de alguien con caras pretenciones filosóficas como tú, debería leer más y mejor... chau

Roberto Ruiz dijo...

Horrible!..tus opiniones son retrogadas!...
Felizmente que hicieron ese golpe en Honduras, si no a ese pueblo le esperaba 30 años de dictadura.
No tienes ni idea de gobernabilidad.
Espero que nunca llegues a ser docente. Pobres jóvenes que te sigan, estaran condenados a la pobreza. Por ideas como la tuya el país sigue tan atrazado.

Francisco Ramos dijo...

Señor Ruíz:

Su subjetividad nubla su discurso, que carece de contraargumentos sólidos.

No se esfuerza por explicar sus "refinadas" apreciaciones hacia mi texto. ¿Me subestima Ud., cree que mi mente es tan "retrógrada" que no podría sopesar sus críticas?

Lamento comunicarle que, en la practica, yo ya desarrollo actividades docentes. Pero no se preocupe: en los equipos de trabajo donde participo, se hace lo posible para que la conciencia de los jóvenes no permanezca tan "atraZada" en el abismo de la alienación. De otro modo terminarían añorando una vida frívola, y admirando el liberalismo ingenuo de Vargas Llosa.

Roberto Ruiz dijo...

Lamentablemente, en Honduras, con un presidente (Manuel Zelaya) dispuesto a llevar adelante una consulta popular para desarrollar cambios democráticos en ese país, acaba de ocurrir un golpe de Estado. Las milicias, orientadas por intereses ultraconservadores, ha realizado un viraje al fascismo, y anulado el referéndum que se iba a realizar el día de hoy. Han secuestrado al presidente y lo han deportado.

Nota: El cambio más importante que se iba a realizar en esa probablemente falsa consulta popular, era la reelección presidencial indefinida. Yo no diría que son ultraconservadores, más bien liberales. _Ultraconservador es Zelaya y todo su séquito. Fascismo: extrema derecha, racismo y clasismo, no creo que sea la palabra apropiada para denominar ese golpe de estado (te recomiendo que leas un poco de fascismo y hitlerismo antes de insultar a alguna persona de esa manera). A veces hay héroes que no son reconocidos, si no hasta varios años después.


En los medios alternativos, me entero con indignación que, además, están cortando la energía en ese país, para dejarlo incomunicado y que el pueblo no se entere de los sucesos que se viven en su territorio.
(NOTA: Pésimo, horrible, algo que atenta contra el ser humano y su libertad; siempre hay injusticias)

La derecha dinosaúrica contraataca. Los labios de todos los individuos que conforman los grupos reaccionarios en Latinoamérica destilan saliva negra, saboreando cómo sus sueños de retroceder al pasado se realizan en esta nación. Como sabemos, los herederos de los Morales Bermúdez, de los Videla, de los Pinochet y de los Stroessner aspiran a retomar las dictaduras fascistas que sufrimos el siglo pasado.

Derecha dinosáurica (se escribe dinosáurica, y no dinosaúrica).
Creo que dictadura es lo que le esperaba a ese pueblo si no se realizaba el golpe de estado. Te faltó Velasco, Perón y Fidel Castro.

Frente a ello, se hace necesario un frente común de todas las fuerzas democráticas de Latinoamérica, para condenar este hecho, y exigir que se retome el proceso de cambios en ese país. Los hondureños no pueden quedar desamparados. Esto puede suceder también en nuestros pueblos.

¿Qué raro que las fuerzas democráticas de Latinoamérica no hicieron mucho más? Será que todos ven el mundo con otros ojos diferente a los suyos, señor Ramos.


Que raro que el Sr. MArio Vargas Llosa, quien es ingenuo y liberal, y de una vida frívola, probablemente hizo más por el país que cualquier otro Mariategui que sólo querían mandar al Perú a la más oscura miseria.

Francisco Ramos dijo...

Señor Ruíz, más allá de su correcta observación ortográfica (que ya está corregida), sugiero que evitemos comparaciones desproporcionadas:

Mariátegui, incluso con sus limitaciones teóricas, fue un gran ideólogo de la realidad nacional (a la manera de sus antagonistas Haya de la Torre o Víctor Andrés Belaúnde). Vargas Llosa fue un gran literato, tuvo sus momentos de apogeo creativo, pero en la política es un mero pragmático, sus opiniones están impregnadas de pura religiosidad neoliberal.

Sobre Honduras, recuerde la posición latinoamericana ante la crisis. Los gobiernos en un primer momento se integraron contra el golpe derechista. Pero sólo una potencia imperialista como los Estados Unidos, con su relativo poder, pudo hacer que la misma se desestabilizara. Movió sus piezas (los gobiernos lacayos de Panamá, Perú y Colombia) y ha contribuido a agravar la crisis hondureña, que no se resuelve sólo con mano dura o con elecciones falseadas.

Por último señor Ruiz, considero que la noción de liberalismo que maneja es muy confusa. Ud. confunde al bárbaro de Micheletti con los héroes de las insurgencias burguesas que han dado origen a esta sociedad. Pero en realidad gente como Michelletti ya no dará pie a utopías ilustradas: él sólo representa la decadencia de este sistema. Y sí, las actitudes de ese dictador son fascistas y reaccionarias. Sólo sería bien recordado en una historia contada por mafiosos.